Prisión preventiva para el femicidia de Daniela Cejas

  • 469
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  

Somos periodismo autogetivo

Si querés ayudarnos a seguir comunicando con perspectiva de género


En la mañana de hoy se llevó a cabo en Tribunales de Santa fe, la audiencia de cautelares donde se dictó prisión preventiva para Javier Eduardo Sen (48) por el femicidio de la vicepresidenta de la ONG Generar, Daniela Cejas.
El tribunal estuvo presidido por el juez de Instrucción Penal Preparatpria IPP Sergio Carraro.
Por el Ministerio Público de la Acusación llevó adelante la investgación la fiscal Ana Laura Gioria. En Tanto que la defensa pública estuvo representada por la dra Gisella Alemandi.
Pasadas las nueve de la mañana, el juez Carraro abrió el debate y explicando las instancias del proceso penal dio la palabra a la madre y el padre de Daniela Cejas quienes solicitaron hacer uso del derecho a ser escuchados.
Ambos se identificaron como Anita Gonzáles y Luis Alberto Cejas oriundos de Villa Trinidad, comuna del departamento San Cristóbal, lugar donde nació Daniela.

“Pido como madre y como abuela que soy, la pena máxima.
Por la forma en que la mató es un peligro para la sociedad.
El muy sinvergüenza fue al velorio, nos saludó y hablando nos pidió la dirección. Sabe dónde vivimos y tenemos miedo…”-
dijo Anita dirigiéndose al juez
y Luis Cejas refrendó: “Que se quede ahí adentro hasta que cumpla la condena”

Luego de un intermedio prosiguió la audiencia cautelar propiamente dicha.
En esta instancia, la representante del MPA anticipa que pedirá la medida de máxima al hombre que esta imputado por el homicidio calificado por el vínculo mediando violencia de género en carácter de autor, Javier Eduardo Sen.

“- Los elementos se encuentran presentados”, dijo.
“- Queda demostrado con el informe final de autopsia elaborado por la Dra Lorena Aparo que la causa y la mecánica de la muerte de Daniela Cejas fue asfixia mecánica por compresión cervical. Hecho que se produjo el 18 de enero entre las 21 y las 23 hs”
Adjuntando actas de procedimiento de la Comisaría XI, fotografías, informe planimétrico donde aparece el auto de Daniela pero fundamentalmente con una numerosa cantidad de testimonios que permiten reconstruir las últimas horas de vida de la mujer y sostener la autoría de Sen en este hecho.
Con respecto a Antunes, esposo de la víctima, él declaró que estuvo con ella el sábado por la tarde y que quedaron en comer juntos a la noche. Ella le dijo que iría a un velorio, luego al super y de ahí a la casa que ambos todavía compartían.
Pasadas las horas y al no tener noticias suyas, Antunes comienza a tratar de comunicarse con Daniela. Envía una serie de mensajes que ni siquiera leídos.
Preocupado, a primera hora de la mañana sale en su motovehículo en busca de Cejas. Primero se dirige a la casa de una amiga de ella, no la encuentra, y mientras se va hacia otro lugar alcanza a divisar el auto de Daniela estacionado en la puerta de la sede de Generar.
El hombre llega hasta ahí, la puerta estaba cerrada pero sin llave, entra y encuentra tirado en el piso de la cocina el cuerpo sin vida de Daniela.
Sale corriendo para pedir ayuda, encuentra a lxs veterinarixs de la esquina y desde ahí llaman al 911.
En este momento la fiscal hace una disgresión en el relato para destacar que la pareja se estaba separando, ya hacía un año que Daniela se lo había planteado al marido y en los últimos días se lo había reiterado y era un hecho que ella estaba buscando casa para ir a vivir con sus hijxs.
Según Gioria, Antunes fue uno de los primeros investigados, se peritó su celular y se comprobó su versión sobre los mensajes no leídos por Daniela.
Asimismo se tomó indagatoria a sus superiores en el supermercado donde trabaja y se confirmó que el sábado en el momento de los hechos, Antunes estaba trabajando.
Además se peritaron los registros fílmicos del lugar y también los de las cámaras de las calles y se comprobó que el hombre hizo el recorrido que había declarado.
Varios testigos allegados a la pareja confirmaron que no tenían una mala relación y aunque se separarían no había entre ellos discusiones, ni grandes conflictos.
Uno de los testimonios centrales que derribó la hipótesis de muerte en instancia de robo, fue el de una de sus compañeras que afirmó que en el lugar no faltaba nada. Inclusive del auto de Daniela que estaba estacionado en la puerta de la sede de Generar, no faltó ninguna de sus pertenencias.
Lo único que faltó y todavía no se encuentra es su celular
Por otro lado, uno de los testimonios relevantes informó que ese sábado vio llegar a Daniela a la sede de Generar y que sentado en un tapial lindante la esperaba un hombre, el mismo con el que se encontraba regularmente los sábados en ese lugar.
La descripción coincide con las características fisonómicas de Javier Eduardo Sen
Ese sábado, el testigo vio que ambos entraron en casa pero que a diferencia de otras veces, no los vio salir.
Avanzando en las averiguaciones que llevaron más de un mes, tres compañeras de Daniela confirman estar en conocimiento de que ella mantenía una relación con Sen y habitualmente los sábados se encontraban en la sede de Generar.
Otra de sus compañeras, una de CILSA, también confirmó que Daniela le había presentado a Sen y ambos mantenían una relación “blanqueda”.
Un segundo testimonio de las misma institución indicó que era habitual ver a Sen allí, encontrarse a puertas cerradas con Daniela a la hora de la siesta varias veces por semana.
Con respecto a la noche del sábado, se pudo corroborar que ella fue a un velorio y permaneció en ahí entre las 20 y las 21hs.
En ese lugar se encontró con una amiga (psicóloga) quien contó haberla visto rara, como preocupada. Le preguntó qué le pasaba y ella se da cuenta de que Cejas evade la respuesta diciéndole que sólo es cansancio.
Por otro lado, según el testimonio de una de sus compañeras de Generar, Daniela había expresado literalmente “El es bastante denso… quiere pasar a otro nivel y yo no tengo ganas”
Otro de los testimonios del círculo de amigos de Daniela y Sen también declara conocer la relación y saber que los dos tienen encuentros en la sede de Generar.
Además agrega que el domingo, horas después de la muerte de Daniela, inusualmente Sen le envió mensajes para expresar lo felices que estaban y que se iban a vivir juntos.
Por su parte Anita, mamá de Daniela, declaró que le llamó mucho la atención la presencia y la conducta familiar de este hombre de este hombre (por Sen) en el velorio, ya que no lo conocían.
Vale la pena destacar que Javier Sen fue citado por fiscalía el día 23 de enero para las primeras averiguaciones. En la oportunidad fue evaluado por un médico quien constató tres lesiones en sus nudillos y antebrazos. Sen las adjudica a una lastimadura con el caño de escape de su moto.
En tanto que el médico sostiene que las lastimaduras no son comparables con ese tipo de lesiones.
Además se le realizó una evaluación de salud mental y no se encontraron en él ningún signo ni síntoma de enfermedades psiquiátricas.
Dentro de las actuaciones también se pudo comprobar que Javier Sen había borrado de su celular todos los registros de chats, wsp y messenger de conversaciones que había tenido con la víctima.
Aunque por gestiones con las empresas de telefonía pudieron rescatarse algunos que verifican la relación que había entre ambos.

JS: “Sos la mujer que hizo de mi vida la felicidad !”
DC: “Nos vemos en la asociación, te parece ?


Finalizando con los argumentos, la fiscal Gioria destacó que el hombre pretendía más de lo que ella planeaba darle y dijo:
“Daniela era una madre presente e incansable
El daño que se ha hecho es irreparable.

Ella era una trabajadora social con una vocación inmensa
La percepción que Sen tenía de Daniela era la de alguien vulnerable a quien él quería someter
La pena para este delito sería prisión perpetua de cumplimiento efectivo
Se trata de un femicidio, la expresión más violenta y grave del machismo.

Existía entre ambxs una relación desigual de poder basado en la dominación y control que el hombre ejercía sobre Cejas.
La modalidad que eligió da cuenta de una clara expresión de superioridad sobre la víctima y denostación por su condición de mujer.”
Por lo hasta aquí expuesto, el probable riesgo de fuga y el entorpecimiento procesal, la fiscal Gioria solicitó al juez la medida de prisión preventiva para Javier Sen.
En tanto que la defensa pretendía que se le impongan medidas cautelares alternativas no privativas de la libertad ofreciendo un guardador y de restricciones de acercamiento a lxs testigxs.
Finalizando la audiencia el juez Sergio Carraro dio por acreditada la calificación penal con las agravantes y tomó la decisión de imponer a Javier Eduardo Sen la medida cautelar de prisión preventiva.

  • 470
    Shares

Post Author: femininja

Dejá una respuesta